Proyecto Educativo Institucional

INSTITUTO SAGRADO CORAZÓN - ALMAGROEsagrado

Proyecto Educativo Institucional

1. Introducción

Presentamos aquí una síntesis del documento del PEI - Proyecto Educativo Institucional - del Instituto Sagrado Corazón.

Representa el conjunto de ideas, valores, concepciones fundantes, historia, fines últimos e intenciones de nuestra Institución Educativa.

El Instituto es una obra de la Sociedad del Sagrado Corazón de Jesús, fundada por Santa Magdalena Sofía Barat (1779 – 1865), con más de ciento treinta años de historia, en los que se ha ido afianzando la herencia educativa de las Religiosas del Sagrado Corazón y la misión Evangelizadora de un grupo de laicos comprometidos en la tarea educativa.

Magdalena Sofía, en el contexto de la Revolución Francesa, asume la voluntad de Dios de ser mediadora para educar, liberar, reconciliar: "Tenemos que dedicarnos a la educación de la juventud, rehacer en ella los fundamentos sólidos de una fe viva..."

Las Religiosas del Sagrado Corazón llegan a Latinoamérica:a Chile en 1853, a Cuba en 1858, a Perú en 1876, a Puerto Rico y Argentina en 1880, a México en 1883, a Brasil en 1904, a Colombia en 1907 y a Uruguay en 1908.

A fines del siglo XX, década del 60, en el contexto abierto del Concilio Vaticano II, se afirma como llamada "la opción por los pobres", enmarcados en los procesos de movilización social y política. La solidaridad con los más vulnerables y castigados surge como respuesta de la Sociedad del Sagrado Corazón, a las injusticias del mundo. Esta solidaridad reclama interés, presencia, compromiso y acción. Exige trabajar por la justicia y la paz como una forma de contribuir en la transformación de la realidad, buscando caminos y espacios que posibiliten construir juntos comunidad; una sociedad más justa y fraterna.

 2. Misión Educadora

Con el Reino de Dios como horizonte, tenemos una misión por delante: preguntarnos qué jóvenes y adultos necesitará nuestra región en el largo plazo para construir una sociedad justa y qué rasgos deben caracterizar una educación que evangelice el pensar, el sentir y el actuar de los hombres y mujeres del futuro, con los cuales estamos construyendo un proyecto educativo cristiano que busca plasmarse en un nuevo estilo de vida.

Los Educadores laicos que acompañamos a las Religiosas en las diferentes instituciones, asumimos la Espiritualidad y la Pedagogía del Sagrado Corazón con actitud de diálogo y respeto a la diversidad. La educación integral de niños y jóvenes es nuestra misión y principal desafío, en una propuesta inspirada en el amor del Corazón de Jesús.

Educación que transforma, acompaña, posibilita, da confianza, potencia, anima, libera.

Nos sentimos parte y educamos en la perspectiva latinoamericana y en sus concepciones propias. Somos particularmente sensibles a la fuerza de libertad que entraña este proceso individual y colectivo hacia la unidad. Trabajamos para responder de manera exigente y creativa a los desafíos de nuestra región y al desarrollo de las personas.

En ese marco, el Educador/a del Sagrado Corazón:

  • Vive su fe y compromiso cristiano con la transformación del mundo.
  • Valora y defiende la centralidad de la persona y su crecimiento en todas las dimensiones.
  • Se compromete y promueve la calidad educativa en una perspectiva transformadora.
  • Construye comunidad –local, nacional y global– desde los valores del Evangelio.

3. Nuestro Sueño

En nuestro accionar educativo, intentamos dar respuesta a:

  • El anhelo de millones de personas de ser partícipes de los beneficios de la educación.
  • El deseo y derecho de los pueblos y de las culturas, a que su identidad y pertenencia a la comunidad global sea reconocida.
  • La asombrosa y veloz carrera de las tecnologías, que inciden en la renovación de la educación, para que esté al alcance y accesible a todos, acercando y/o acotando las brechas y distancias.
  • El respeto y cuidado por el vínculo fraterno, la mirada atenta a los valores humanos y trascendentes.
  • A la necesidad de adoptar una postura crítica ante el caudal informativo que recibimos a través de los medios de comunicación y que influyen en todos, pero especialmente en la juventud.
  • La urgencia por la vida, la justicia, la paz y la integridad de la creación.

Nos identificamos con:

  • Una formación intelectual seria y de calidad para comprender el mundo y comprometerse en su transformación.
  • Una formación afectiva, que permita una relación cercana y cordial con el otro, la sociedad, la naturaleza y la trascendencia.
  • Una formación actitudinal y moral que fortalezca el sentido social y facilite hacer frente a la mutación de valores que vivimos.
  • Una formación del saber hacer, que desarrolle habilidades diversas y la capacidad para incorporarse al mundo de las nuevas tecnologías.
  • Una formación estética y recreativa, que afine la sensibilidad, despliegue la creatividad y permita gozar y utilizar el tiempo libre.
  • Una formación que promueva la austeridad, el cuidado de los bienes comunes, la entrega hacia el otro, el compartir.

4. Contexto

El Instituto Sagrado Corazón, se encuentra ubicado en el límite de los barrios de Almagro y Caballito, en el centro geográfico de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. La población del barrio, asciende a 176.000 habitantes aproximadamente, (censo poblacional 2010). Se evidencia un auge en la construcción de edificios de altura que fue cambiando la fisonomía, caracterizada por casas bajas, arboleda y espacios verdes. Tiene una importante zona comercial y gran variedad de tránsito público.

 En una de las esquinas emblemáticas del barrio, se alza nuestra escuela, conservando el estilo propio de la época y atesorando en su interior, unenorme y estéticamente agradable espacio verde, que acoge diariamente a los alumnos que asisten a ella. Posee canchas de fútbol, hándbol y vóley, pileta de natación, como así también variadas especies de árboles y flores. Cuenta además con gimnasio cerrado, comedor, salas especiales de informática, plástica y tecnología en todos los niveles; librería y comedores para alumnos, docentes y familias, Centro de Información y Documentación.

En lo tecnológico, cuenta con pizarras digitales interactivas en todas las aulas, como así también carritos móviles con netbooks en cada área del instituto, que favorecen el trabajo personalizado del alumno con las nuevas tecnologías, en simultáneo con el trabajo colaborativo, a través de programas específicos y en las redes sociales.

En el marco de una sociedad que en ocasiones evidencia poca comunicación o distancia entre las personas, debido a la velocidad que intenta imponerse en estos tiempos, el buen clima institucional es uno de nuestros principales objetivos y trabajamos especialmente para concretarlo. Se percibe cordialidad, afecto y sentido de pertenencia entre los actores de todos los niveles de la Comunidad Educativa; la convivencia resulta positiva dentro del espacio de la institución, estableciendo relaciones de comunicación personal, lejos del individualismo dominante.

5. Dimensión Pedagógica

El Instituto Sagrado Corazón busca la formación integral de niños, jóvenes y adultos y el aprendizaje continuo de todos los miembros de su comunidad.

Propiciamos que en la institución, se genere un espacio de reflexión y una praxis recreadora, sobre la propia cultura en todas sus formas de expresión, trabajando por la mejora permanente de la calidad educativa.
Promovemos que los alumnos sean críticos y creativos de su realidad socio-cultural, comprometidos con la misión solidaria y cristiana.

  En nuestra propuesta educativa, lo central es el protagonismo del educando; el alumno como portador de saberes que son punto de partida del proceso de enseñanza-aprendizaje

En la relación pedagógica están implicados el docente y el educando como personas cuya relación les confiere dicha identidad, como así también, los saberes y las problemáticas sociales, cuyo conocimiento y transformación es lo que convoca la relación.

Existe la asimetría fundada en la autoridad moral, intelectual y pedagógica del docente, sustentada en:

  • testimonio de vida, que implica coherencia.
  • compromiso en el acompañamiento como expresión del amor pedagógico.
  • sólida formación profesional.

La escuela y el maestro en particular, son el camino de ida y vuelta entre los saberes y la sociedad. Educan para la vida pública: educan críticamente, comunitariamente, para el fortalecimiento de la sociedad. Educan para la inclusión y la disminución de la pobreza, para la participación social y democrática, para la construcción de una economía solidaria y sustentable, para la transformación.

6. Dimensión Pastoral

Educamos para la justicia desde la fe. Los valores del Evangelio no sólo se presentan de un modo sistemático en determinados espacios de explicitación (catequesis, Departamento de Educación en la Fe, acciones solidarias, Voluntariado, proyectos), sino que intentan ser vividos cotidianamente por una comunidad que internaliza la propuesta de Jesús.

La educación cristiana promueve la formación integral que hace crecer la vida humana adaptada a las aptitudes de cada uno y orientada a responder a los desafíos del mundo actual. Apostar por el crecimiento armónico de las personas, significa llegar a su corazón: partir de su situación y saberes, aceptación y comprensión de la vida afectiva que influye en todo el ser y el actuar y que exige el desarrollo constante de un pensamiento crítico con un sentido social que comprometa creativamente a la acción transformadora.

Buscamos una Institución Educativa que se caracterice e identifique por:

  • Una espiritualidad encarnada que nos invita a vivir la educación como proceso de transformación y de afirmación de la libertad.
  • La alegría y la esperanza, dando testimonio del Reino. Que acompañe a los actores sociales para realizar la tarea en un clima cómodo, ameno y cordial que favorezca el trabajo en equipos.
  • Sentirse Comunidad, donde trabajamos todos con una misión compartida, capaces de tener esperanzas, impulsados por el amor de Jesús y su mensaje.
  • El compromiso con el mundo desde los valores del Evangelio.

7. Horizontes de Sentido

La escuela que soñamos, la que tenemos como horizonte y guía nuestro camino, deseamos se caracterice por ser:

PEI

 

SAGRADO CORAZÓN DE ALMAGRO

UN PROYECTO EDUCATIVO INSTITUCIONAL
Inspirado en los valores evangélicos de verdad, amor y Justicia.

Nivel Inicial / Nivel Primario / Nivel Secundario / Nivel Terciario

• Centralidad de nuestra propuesta educativa: los niños y jóvenes.
• Educación contextualizada en el barrio de almagro.
• Educamos para la justicia desde la fe.
• Escuela abierta y comprometida con docentes coherentes y actualizados.
• Educamos con la intencionalidad de formar sujetos capaces de ser protagonistas
activos en la transformación del mundo.

Ud estÁ aqui: Institucional Proyecto (PEI)